Arte

Este apartado trata de los artistas que vivieron en Torremolinos hasta el límite temporal de esta web, 1979. Especialmente reproduciremos aquellas obras que captaron escenas de la localidad o su estilo y esencia. También con un criterio de calidad, ya se sabe que en Torremolinos abundaron los artistas en los años sesenta y setenta. Retratistas, dibujantes, caricaturistas, muchos con talento.

Pintores plaza de la nogalera

Venta de cuadros en la plaza de La Nogalera

Carlos de Haes pintó, entre otros, este paisaje de Torremolinos:

Carlos de haes

Carlos de Haes, “Paisaje junto a Torremolinos” (1868)

El pintor holandés Willem Witjen (1884-1962) realizó diversas obras durante su estancia en Torremolinos:

Willem witjen bajondillo

Willem Witjen. Vista general desde la playa del Bajondillo

Willem witjen santa clara

Wilem Witjen, Castillo de Santa Clara

Edwar Seago (1910-1974), el famoso acuarelista inglés, también residió e inmortalizó paisajes de Torremolinos en diversos trabajos:

Seago la playa en torremolinos

Edward Seago, “La playa en Torremolinos”

Edward seago la torre

Edward Seago, “La Torre”

Edward seago torremolinos

Edward Seago, “Torremolinos”

Edward seago costa

Edward Seago, “Costa”, Torremolinos

También conoció aquel Torremolinos mítico el paisajista holandés, afincado en EE.UU., Anthony Thieme (1888-1954), como queda constancia en este óleo:

Anthony thieme

Anthony Thieme, “Calle en Torremolinos”

El norteamericano Clark Hulings hizo esta hermosa acuarela, de nombre Torremolinos:

Clark hulings torremolinos

Clark Hulings, “Torremolinos”

El pintor Martín Ocaña realizó varias obras, acuarelas y óleos, en Torremolinos; tenía su estudio y escuela en la calle San Miguel y era cliente del bar V.I.P.s:

El bajondillo acuarela

Martín Ocaña, “El Bajondillo” cedida por Jesús Cristóbal Sánchez

Torremolinos oleo

Martín Ocaña, “Torremolinos” (1969)

El italiano Pino La Vardera (Palermo 1932) tuvo galería de arte y estudio en calle San Miguel (1960), pasaje San José (1961) y en el pasaje Santa Ana (desde 1965 hasta su partida a Taormina a principios del siglo XXI).

Pino la vardera

Pino La Vardera, Vista del Bajondillo (1961).
Imagen cedida por Jesús Cristóbal Sánchez

El pintor norteamericano Freddy Caston vivió en El Bajondillo (palacio de la Sardina) y su esposa tuvo una pequeña escuela frecuentada por niños extranjeros. Sus hermosos óleos retratan este entorno:

Freddy caston bajondillo

Fred Caston, vista de Torremolinos

Freddy caston la boveda

Fred Caston. “Marianne en el molino de la Bóveda”

Freddy caston torremolinos

Fred Caston, “El Bajondillo”. En la moto el pescador que les traía el pescado

La norteamericana Beth van Hoesen realizó deliciosos dibujos de la plaza de la Costa del Sol en el año 1955:

Beth van hoesen

Beth van Hoesen, “Torremolinos” (1955)

Numerosos pintores residieron en Torremolinos, como Manuel Barbadillo, Gabriel Alberca, Kenneth Saltmarche, Ellis Jacobson, el conde Aymon de Roussy de Sales, Lars Pranger, etc. O eran asiduos, como Alfred Rogoway, que vivía cerca de Mijas pero era cliente cotidiano de la bodega Quitapenas. El escultor norteamericano Bill Brazeley, afincado en Torremolinos en 1973, tenía su estudio en El Calvario, “Casa Kornitza”. El australiano Rollo Paterson que residió en Málaga también dedicó algún óleo a Torremolinos.

Aymon de roussy de sales

El conde Aymon de Roussy de Sales en su casa de Torremolinos, con uno
de sus cuadros. Cedida por su hija Chantal de Roussy de Sales Eguidazu

Bar pedros

Personal del bar Pedro´s (1963). Con un óleo de Gino Hollander
Cedida por José Luis López Guirado

Lars pranger

Lars Pranger expone sus cuadros en el club Lali Lali (1963)

Alfred rogoway

Alfred Rogoway, escena de pesca

Bill brazely

Pam Brindle y el escultor Bill Brazely, en casa de Kerrie (1974).
Cedida por Pam Brindle

Baldomero Ribasso era un conocidísimo bohemio, casi vagabundo, que deambulaba por las calles de Torremolinos, fumando en pipa, y paseando un carrito de la compra lleno de anotaciones y carteles reivindicativos. Este singular personaje era un hombre culto y un extraordinario artista, como lo muestra este dibujo que incluimos aquí:

Baldomero ribasso

Dibujo de Baldomero Ribasso.
Cedido por José María Fernán Done

Pintores

Puestos ambulantes (1977). Foto: Josip Ciganovic / Editorial Everest